ENTRA EN NUESTRO CANAL DE YOUTUBE

ENTRA EN NUESTRO CANAL DE YOUTUBE
Pincha en la imagen y accede a nuestro canal de youtube.

martes, 18 de octubre de 2016

DEL DESIERTO AL P.N. DEL CABO DE GATA (Almería)

Creo que ya iba siendo hora de subir otra ruta a este blog, y a ser posible que fuera una ruta por la provincia de Almería, que es la que tengo más abandonada, y no será porque no me guste o porque no tenga nada que ofrecer, sino que me queda más retirada de mi radio de acción, y aunque no me cabe duda de que se pueden hacer rutas desde el centro de Andalucía hasta Almería, para después volver, prefiero dedicarle rutas de fin de semana, para que así me de tiempo a disfrutar de esta tierra y de sus encantos.
En esta ocasión, te traigo una ruta que ya intenté realizar hace un par de años, pero con tan mala fortuna, que al llegar a Mojácar se me rompió la correa dentada de la moto y tuve que volver en coche de alquiler, y la moto en grúa. Recientemente, he realizado la segunda parte de la ruta, como la tenía prevista, aunque he de reconocer, que por falta de tiempo, no he podido realizar el tramo desde Mojácar hasta Campohermoso, que se me queda pendiente para mostrároslo en el momento que pueda volver por esta zona.
Castillo sobre la localidad de Tabernas

Vamos arrancando los motores, porque empezamos nuestra ruta desde ya:
Nuestro primer punto de interés de la presente ruta, será la localidad de Tabernas, ubicada en el desierto que lleva su nombre y que está rodeada de parques y decorados de los spaguettis westers. En la anterior ruta que os propuse por Almería, Tabernas era la localidad elegida para hacer noche y te propuse llegar a ella atravesando las Alpujarras almerienses. En esta ocasión, tomaremos la vía rápida, ya que dicha localidad y su desierto, serán nuestro punto de partida para la ruta. Lo más directo desde el centro de Andalucía, es tomar la A-92 en dirección Granada, para subir el Puerto de la Mora y tomando la dirección de Almería, una vez que dejas atrás la población de Guadix. A pesar de ser autovía, el tramo de Granada a Guadix es bastante entretenido y tiene bellos paisajes, pero en invierno puedes encontrarte el puerto de la Mora cerrado por la nieve. A partir de Guadix, la carretera se vuelve monótona y aburrida, y en algunos tramos, con un asfalto bastante desagradable. A medida que te vas adentrando en el desierto la cosa va mejorando, pasando junto a pueblos como Gergal. La antigua nacional, se ve en algunos lugares pasar junto a la autovía y presenta un trazado divertido, pero hasta que no la pruebe, prefiero no recomendarte nada.
Hemos llegado al desierto y ya estamos en Tabernas (ver ruta anterior por Almería). Saldremos de Tabernas por la N-340 en dirección Sorbas, rodando por un valle que deja a nuestra izquierda la Sierra de los Filabres, y a nuestra derecha Sierra Alhamilla. Este tramo tiene poco encanto para rodar en moto hasta que te vas acercando a Sorbas. Dicha población tiene lugares dignos de ser visitados, y el balcón, desde el que se puede ver parte de la localidad suspendida sobre el desfiladero tiene un gran atractivo.   Saliendo de Sorbas, encontrarás las indicaciones de sus famosas cuevas. El recinto para la atención de los visitantes cuenta con un bar bien atendido, y el paseo hasta la entrada de la cueva tiene una longitud de unos 1000 metros, aproximadamente, y que puedes hacer de forma libre, pero la entrada a la cueva sólo puede realizarse con guía y con la equipación adecuada. Además, debes solicitar la visita con tiempo y por adelantado.

A partir de Sorbas, la carretera comienza a ponerse más divertida para rodar en moto, y aunque no se puede hablar de una zona boscosa, ya que más bien, sólo vas a encontrar la piedra desnuda, no deja de tener encanto todo el recorrido hasta llegar a la A-7. Yo no entré en la autovía, sino que continué por carreteras paralelas hasta localizar las indicaciones de Turre. Puedes seguir las indicaciones de Garrucha y después desviarte hasta Mojácar, pero es más divertida y entretenida la entrada a Mojácar desde Turre, permitiéndote una entrada más directa hasta el corazón de Mojácar pueblo sobre el monte en el que se asienta. Pueblo blanco con trazado musulmán y de empinadas calles, enamora por sus rincones, plazas y su infraestructura.  Muy cerca de Mojácar pueblo, encontrarás junto a la playa, Mojácar costa, mucho más moderno y mucho más turístico.
Mojácar Pueblo


Saldremos de Mojácar costa por la carretera junto al mar hasta Carboneras (este tramo me falta por conocer)
Desde Carboneras, comenzaremos a adentrarnos en algunos tramos en el P.N. del Cabo de Gata y Níjar, dirigiéndonos hacia la localidad de Venta del Pobre para enlazar allí con la A-7 en dirección Almería. Tras 13 kilómetros de autovía, encontraremos las indicaciones de Campohermoso, una localidad rodeada de invernaderos, y que será nuestra puerta de entrada al parque natural por la carretera AL-3106, que una vez que pasemos la pequeña localidad de Fernán Pérez, se vuelve muy divertida, permitiéndote unas vistas extensas de todo el valle de Rodalquilar. En este tramo, encontré las indicaciones para llegar a una localidad costera llamada Agua Amarga, que se encuentra muy cerca de Carboneras, así que imagino que se puede cortar camino siguiendo ese itinerario, pero se me queda pendiente para la próxima vez. Antes de tomar el cruce que te conducirá a Rodalquilar, te recomiendo una parada en Las Negras: pueblo de pescadores junto al mar, cuyo mayor atractivo es su ubicación, y la posibilidad de alquilar un paseo en lancha por la zona de los acantilados.
Las Negras

Volviendo sobre nuestros pasos hasta el cruce de Rodalquilar, te espera un tramo muy divertido de curvas enlazadas con buen asfalto hasta esta localidad minera, que antaño vivió de la explotación de sus minas de oro. Reconozco que mi principal interés en esta localidad era un restaurante de ambiente biker del que llevaba varios años escuchando hablar, pero, por desgracia, me lo encontré cerrado. Quiero pensar que sería por vacaciones, ya que mi intención es volver para verlo.
Desde Rodalquilar, hasta San José, que era la localidad donde teníamos previsto dormir, encontramos varios lugares donde merecía la pena hacer una parada: el mirador de la Amatista, La Isleta del Moro o los Escullos.

Mirador de la Amatista

La Isleta del Moro


Castillo de Los Escullos



Desde el mirador de la Amatista la carretera serpentea en una fuerte pendiente con los acantilados junto al mar a tu izquierda, dejándote disfrutar de un itinerario muy divertido y agradable. Poco después de bajar, encontrarás las indicaciones de la Isleta del Moro; un pueblo encalado junto al mar, que no puede renegar de su pasado pesquero, y que te brinda estampas preciosas para guardarlas para el recuerdo. Desde allí, hasta Los Escullos, sólo hay un suspiro, donde lo más característico, al margen de las formaciones rocosas de sus costas, es el castillo.
Desde allí hasta San José no tardaremos mucho más de 15 minutos, destacando en este itinerario la noria que te encontrarás al atravesar el Pozo de los Frailes y los últimos kilómetros hasta San José.
Me describieron San José como la Fuengirola del Cabo de Gata, y cuando vi la cantidad de locales dedicados para el turismo, entendí el por qué me lo dijeron. Multitud de locales para comer, ya sea en las avenidas principales, en el paseo marítimo o cerca del puerto; multitud de lugares para alojarse, que en temporada alta se quedan abarrotados sin dejar entrar ni una mosca más. Pero los mayores encantos de esta localidad son las playas vírgenes que se encuentran próximas a la localidad, en dirección al faro del Cabo de Gata. En esta ocasión no nos acercamos a la playa, puesto que no teníamos intención de bañarnos y había que hacer unos kilómetros por caminos en nuestras motos con pocas suspensiones más otro tramo de caminata, y como que decidimos que no... Se nos queda pendiente las playas de los Genoveses y las de Monsul, que son las que nos recomendaron durante todo el fin de semana.
San José


No soy dado a recomendar lugares para comer o para dormir, pero en este caso creo que merecerá la pena porque estuvimos de lujo y por unos precios muy contenidos. Para dormir, Hostal Bahía, a pocos metros del paseo marítimo: por 40 euros, habitaciones donde podrían entrar dos parejas y bastante aceptables. Para comer, el IRUÑAZARRA, muy cerca del puerto y del paseo marítimo de San José. Nosotros nos pusimos en la barra porque no encontramos hueco en las mesas y fue un acierto; platos exquisitos, excelentes caldos para acompañar, el trato inmejorable y el precio sorprendentemente bajo.
Al día siguiente, salimos de San José en dirección Almería capital con intención de realizar el regreso, pero antes, no podíamos dejar pasar la oportunidad de visitar del faro de Gata y el Arrecife de las Sirenas. Para ello, salimos de San José en dirección Níjar, pero tomando en la rotonda de las olas el desvío hacia Ruescas, para continuar después en dirección Cabo de Gata. Desde la rotonda antes indicada hasta Cabo de Gata, el itinerario no es muy atractivo, pasando junto a multitud de invernaderos y de cooperativas agrícolas, pero una vez que pasa la localidad de Cabo de Gata y te diriges hacia el faro, te encuentras con una gran recta junto a la playa que hace las delicias del paseo, hasta llegar a La Almadraba de Monteleva, donde comenzarás a subir por una bonita carretera los acantilados previos a llegar al faro, y que te brindarán imágenes preciosas, al igual que todo el entorno del Arrecife de las Sirenas.
Arrecife de las Sirenas


Para el regreso, vuelve sobre tus pasos, continuando el camino hacia Retamar, desde donde debes seguir las indicaciones para cruzar Almería ciudad. Nosotros lo hicimos por la autovía del Mediterráneo, ya que nuestra intención era volver costeando hasta Vélez-Málaga. Si decides entrar en la ciudad, no puedes dejar pasar la oportunidad de visitar su espléndida alcazaba.
Con intención de avanzar y que los kilómetros cundieran, seguimos la autovía hasta llegar a Castell de Ferro, donde nos salimos de la autovía para llegar rodando por una preciosa carretera de acantilados junto al mar, hasta Calahonda, donde paramos a comer. Tengo claro que tengo que volver a rodar por estos lares, porque no llevaba encima la cámara y no grabé este tramo, que me encantó.


Seguimos por la costa granadina hasta llegar a Almuñécar, donde volvimos a dejar la autovía para rodar junto a los acantilados de Maro, un tramo precioso, pero que se disfruta mucho más si vienes de Nerja para Granada.
Acantilados de Maro
Al llegar a Nerja, vuelta a la autovía y gas hasta la salida de Vélez-Málaga, para subir por la A-356 hasta Casabermeja, donde enlazamos con la A-45 en dirección Antequera, y así poner rumbo hacia el centro de Andalucía, donde nosotros pondremos punto y final a nuestra ruta.
Espero que te haya gustado y que te animes a realizarla porque bien merece la pena.
Nos vemos en la carretera

Como aún no tengo grabada la ruta al completo, te dejo dos vídeos que he subido de los tramos que si he visitado para que te vayas haciendo una idea.
VÍDEO DE TABERNAS A MOJÁCAR
VÍDEO POR EL P.N. DE CABO DE GATA Y NÍJAR

No hay comentarios:

Publicar un comentario